11 de noviembre de 2011

Siente una infinita tristeza mientras es influenciada por su gran desilusion. Y en su peor momento, es increíble lo difícil que se le hace sonreír, olvidando que una sonrisa le secaría toda lágrima, le desataría ese nudo atroz, le curaría su lamentable dolor y olvidaría todo sufrimiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario